Análisis: Summer in Mara

Sean todos bienvenidos al planeta Qü. Por Quique Bernal

De la mano del estudio desarrollador Chibig, nos llega Summer in Mara. Una obra ambientada en el mismo universo que su título anterior de 2018 Deiland que hará las delicias de todo amante de los videojuegos de exploración y gestión de recursos.

Summer in Mara 05

La historia de Summer in Mara se desarrolla en el planeta Qü, donde Mara es el océano que trae la vida a las islas y sus habitantes, pero Mara está en peligro: los Elit, una corporación malvada de otro planeta quiere conquistar y explotar los recursos de este océano tan especial. La aventura de Koa gira en torno al crecimiento y la empatía, donde se destacan valores como el respeto a la naturaleza.

Jugabilidad.

Como hemos comentado al comienzo del análisis, nos encontramos ante un título de gestión de recursos y exploración, pero en esta ocasión con unas mecánicas muy directas y sencillas. Nuestro objetivo principal será el de ir superando una serie de misiones que los NPC que iremos encontrando a lo largo de la campaña nos irán proporcionando. Dichas misiones, casi siempre irán relacionadas con obtención de recursos, los cuales tendremos que ir consiguiendo mediante nuestro propio esfuerzo o comerciando.

Summer in Mara 12

Nuestra aventura dará comienzo en una pequeña isla que antaño era prospera pero que por motivo de la trama, la cual no queremos desvelar para no soltar ningún spoiler, se encuentra completamente destrozada. Aquí, tendremos una casa principal, en la que se nos dará la opción de poder construir herramientas, cocinar, fabricar objetos y mejorarlos en su taller y dormir para que los días pasen más rapidamente y de ese modo poder realizar nuevos objetivos. Pero ahí no queda la cosa, ya que para poder construir los distintos objetos que necesitaremos, nos hará falta recursos. Y para ello, tendremos que fabricar un huerto para poder cultivar distintas verduras, talar los arboles que tendremos repartidos por toda la isla, y picar los distintos metales esparcidos por la misma, como pueden ser el cobre o el hierro. Decir que en Summer in Mara también será necesario hacer ofrendas a unas estatuas situadas en lo alto de una montaña para que llueva en la isla. Ya que sin agua, las cosas no crecen.

A medida que vayamos realizando nuevos objetivos, el juego nos compensará con recetas que van desde el poder fabricar objetos mejores, o poder cocinar distintas comidas. Cosa muy importante para que nuestro personaje tenga fuerzas, para poder seguir realizando sus numerosas tareas.

Summer in Mara 10

Otro elemento importante en Summer in Mara es el de la exploración. Para ello, tendremos a nuestra disposición casi desde el principio una embarcación que será necesaria para atravesar el ancho mar, en busca de nuevas regiones. La embarcación, también puede ser mejorada. Y eso será necesario si queremos llegar a zonas más alejadas. El manejo de la embarcación es bastante divertido, ya que en alta mar también podremos realizar algunas misiones muy interesantes como la de competir en carreras con piratas o buscar tesoros en el fondo del océano. Hay que decir que dicha mecánica, sumado al apartado visual del título, nos ha recordado bastante a títulos como The Wind Waker.

Y finalizamos este apartado, comentando que al margen de la barra de energía de nuestro personaje, la cual nos obligará a ir a dormir una vez que se agote por culpa del hambre, Summer in Mara no cuenta con ningún tipo de mecánicas de lucha ni de sistema de daño, ya que no hay enemigos a los que enfrentarnos. Cosa que junto a lo repetido de alguna de sus misiones, pueden hacer que ciertos tramos del juego resulten algo monótonos. Pero hemos de reconocer que aún así, la constante sensación de progresión que el juego nos ofrece y su interesante trama, hacen que Summer in Mara resulte bastante adictivo.

Summer in Mara 11

Gráficos.

Visualmente, Summer in Mara es bastante bonito. Chibig, logra hacer un buen uso del motor gráfico Unity, y nos ofrece una obra muy colorida y llena encanto. Un título con una amplia variedad de escenarios, y una bella recreación del océano que hace que surcalo, resulte muy placentero.

El diseño de sus personajes también nos han resultado bastante carismáticos. Y aunque algunos de sus NPC, apenas tengan interacción con nosotros, por no ser importantes para la trama, los que cobran más protagonismo en la misma, resultan lo suficientemente interesantes, como para reforzar el interesante universo que su estudio comenzó a realizar con su anterior videojuego, Deiland.

Summer in Mara 03

Sonido.

En lo sonoro, es donde Summer in Mara sufre más carencias. El título, cuenta  con los típicos efectos sonoros de talado de arboles, o extracción te minerales ya habituales en los juegos de este género que sin bien resultan muy correctos, si que nos da un poco la sensación de resultar algo clónicos. Y si a eso le sumamos la ausencia total de voces en sus diálogos, provocan que el conjunto no termine de ser todo lo redondo que nos hubiese gustado.

Pero no todo es negativo en este apartado. Y es que Summer in Mara cuenta con una maravillosa banda sonora, obra del compositor Adrián Berenguer que logra envolver a la obra en un halo de melancolía y epicidad que hará que la recuerdes durante días, una vez hayas acabado de completarlo.

Conclusiones.

Summer in Mara es una interesante propuesta que agradará a los fans de los títulos de gestión de recursos por sus mecánicas sencillas y directas. Una obra de gran bellesa tanto en lo visual, como en lo sonoro que nos mantendrá entretenidos durante un buen puñado de horas.

Es cierto que cuenta con algún que otro defecto, y que carece de cierta profundidad en su jugabilidad. Pero si sois capaces de perdonarle todo eso y darle una oportunidad, os encontrareis ante una obra realizada con mucho cariño y un universo de lo más interesante.

Pros.

  • Visualmente es una delicia.
  • Un sistema de misiones simple y muy adictivo.
  • Preciosa banda sonora que te llegará al corazón.

Contras.

  • Poca variedad en cuanto a mecánicas jugables.
  • Al principio puede resultar algo repetitivo.
  • Ausencia total de voces en sus diálogos.

Nota.

Nota7.5

@ReyesdelM Los Reyes del Mando
@_elPonyPisador Quique Bernal

Deja un comentario